Trabajar para revolucionar la traducción jurada.

Andrada Minodora But (aunque prefiere que la llamen Andra) tiene 21 años y está estudiando Traducción e Interpretación en Alicante. Se considera una persona aventurera, enérgica y curiosa. Nació en Rumanía, aunque ya lleva en España 11 años. Afirma que se siente ciudadana del mundo y que las etiquetas de las nacionalidades son algo que no considera necesario. Cuenta con la experiencia de haber trabajado como becaria en Matiz, donde se encargó principalmente de tareas relacionadas con Júramelo. Veamos qué le ha parecido:

¿Qué pasaba por tu cabeza al comenzar tus prácticas en Matiz?

Pensaba que las prácticas en empresa eran como en las películas, que solo serviría para traer café al jefe y poco más, pero me equivocaba: el tratamiento que un becario recibe en Matiz dista mucho de la típica relación jefe-empleado. Es precisamente eso lo que hace que te levantes por las mañana con muchísimas ganas de ir a trabajar, aunque eso signifique levantarse a las 06:30 de la mañana y conducir una hora para llegar, como en mi caso. Matiz hace que valga la pena el esfuerzo.

¿Qué has aprendido durante tus prácticas? ¿Crees que podrás emplearlo en el futuro, a nivel profesional o personal?

Sobre todo, a saber manejar situaciones de estrés. He aprendido que no hay problema que no se solucione con ganas y paciencia. Esto es algo a lo que normalmente no te enfrentas hasta que no entras en el mundo laboral. Yo he tenido la suerte de aprender de situaciones que muchas personas no vivirán hasta después de la universidad.

¿Se te ocurre algo en lo que Matiz pueda mejorar?

La única sugerencia que me viene la cabeza es… ¡que abráis más sucursales! Podéis empezar por Alicante, por ejemplo. Si además la oficina es más grande, mejor que mejor.

Has conocido Júramelo de cerca. ¿Qué piensas de este servicio como traductora y posible cliente en el futuro?

Apuesto por ello, sin duda. Si fuera rica, estoy segura de que invertiría muchísimo dinero en Júramelo. Las personas que están detrás de este proyecto hacen que Júramelo sea una plataforma estupenda y con garantía de éxito.

Al trabajar en Júramelo, ¿has aprendido algo en temas de papeleos internacionales y que te venga bien dada tu condición de extranjera residente en España?

Sí, he aprendido ciertos aspectos que desconocía sobre las traducciones juradas y eso, en pleno proceso de solicitud de nacionalidad española (cruzad los dedos por mí), me ha ahorrado muchas llamadas para pedir información a administrativas malhumoradas.

¿Qué ha sido de ti después de terminar las prácticas?

Tengo un vacío en el corazón… XD Ahora en serio, las prácticas me han sido muy muy útiles, tanto que gracias a ellas ahora tengo trabajo como gestora de proyectos en Lucentum Digital, una empresa de Alicante. Sin ser pelota, de no haber estado en Matiz no habría conseguido este puesto porque no tenía ninguna experiencia en este campo. Como todos sabemos, a veces las asignaturas de la universidad son demasiado teóricas, olvidándose de la práctica.

 ¿También tú quieres  tener una experiencia así? 

 (Haz clic sobre la imagen si quieres verla en un tamaño más grande)

¡Seguro que tienes algo que aportar!